La mofeta

Seamos sinceros: ¿quién no siente siquiera un poco de admiración hacia este animalito, de apariencia inocente, pero legitimado por la Madre Naturaleza para dirigir hediondos y malolientes cuescos sobre el rostro de sus enemigos? ¿No forma parte de nuestras más recurrentes fantasías el poder hacer lo propio algún día con ese jefe que nos hace mobbing, con ese político que nos privatiza hasta el aire o con Ramoncín? Para nosotros, un sueño inalcanzable; para la mofeta, su arma más temida. Acordémonos de ella cuando, acostados en la cama, agitamos el edredón para airear aquello que reservaríamos gustosamente para degustación de nuestros personajes más odiados.

¡Pa’ ti, oh Rey del Pollo Frito!

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Animales que nos gustan

2 Respuestas a “La mofeta

  1. Y lo mejor de todo es que es un animalito de aspecto adorable…

  2. Anchon Urrutia

    Hablando de cuescos, ¿alguien ha investigado por qué extraña razón huelen tanto y tan mal los ajenos y tan poco y tan bien los propios?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s